Banner
Conéctate a nuestros grupos pequeños.

Abusado o Abusador

5Entre ellos se encontraba un hombre inválido que llevaba enfermo treinta y ocho años. 6Cuando Jesús lo vio allí, tirado en el suelo, y se enteró de que ya tenía mucho tiempo de estar así, le preguntó:
—¿Quieres quedar sano?
7—Señor —respondió—, no tengo a nadie que me meta en el estanque mientras se agita el agua y, cuando trato de hacerlo, otro se mete antes.

Párrafo introductorio de la predica

Título de la prédica

Subtítulo de la prédica

Párrafos con el bosquejo general de la prédica y sus respectivos comentarios generales

Entradas relacionadas
Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *