CR - Colombia
CR - España
CR - Panamá
CR - USA

 

El mejor regalo de navidad

  |   Domingo   |   No comment

Rev. Ricardo Argüello

Lucas 2:25-32
Nueva Versión Internacional

Ahora bien, en Jerusalén había un hombre llamado Simeón, que era justo y devoto, y aguardaba con esperanza la redención de Israel. El Espíritu Santo estaba con él y le había revelado que no moriría sin antes ver al Cristo del Señor. Movido por el Espíritu, fue al templo. Cuando al niño Jesús lo llevaron sus padres para cumplir con la costumbre establecida por la ley, Simeón lo tomó en sus brazos y bendijo a Dios:

«Según tu palabra, Soberano Señor,
ya puedes despedir a tu siervo en paz.
Porque han visto mis ojos tu salvación,
que has preparado a la vista de todos los pueblos:
luz que ilumina a las naciones
y gloria de tu pueblo Israel».

Más Prédicas

Más PrédicasDescargar
No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.